Novedad

SED DE CHAMPÁN

Bravo, yo y los que en ese rato fatal estn conmigo se explica torturador. Las sombras se agrandan cuando las estimulamos suelta el Charolito, muy sabelotodo l, y aqu, su primo se cree que servidor est hecho un badanas y que no se toma el polvo porque vaya a saber usted, le sienta mal al magn.

Conocer Gente Jerez 476031

Descripción:

El Charolito, con aire de rufin incestuoso, se vuelve a la Carmelilla y mira sus rodillas coloreadas de mercromina; la basquiña ms arriba de sus muslos; una combustible metfora que esconde la flor de labios nuevos; y va, y cuenta que rase una vez un caló guapo y picantn que se llamaba Emilio Mostaza, amigo de los coches ajenos, y de las mujeres tambin ajenas, y guia el ojo. A agonía del incendio íntimo, conduce con desenvoltura, confianza en sí mismo y una sofisticada apariencia. Y se atreven a decir que, por la plaza de Santa Ana, tiene una novia que vive con su hermana reducida y que, del mismo guisa, le hace gustos. En aparte que canta un gallo estamos de vuelta. Por la televisin dan una de tiros. Desea algo el seor? Pero qu pasa? La cabellera de horquetilla y madreselva se mueve a la par que inventa excusas.

Conocer Gente Jerez 209453

Direction son

Y el Brasas que cae en la trampa. El Charolito se muestra impasible a los cantos de sirena de la Carmelilla. Se la tiende al Brasas. El gitano, su primo, se lo saba de arriba abajo. Tan slo el perfume aéreo queda entre las sbanas.

Conocer Gente Jerez 456440

Inglaterranas

Y en cuanto hace aparicin, aun los perros le saludan. Y se palpa con el pulgar el pecho. Con la galantería que le caracteriza, se aproxima a la presa. Se ha dado prisa el tsico, maricn de la Pampa, che niño, l odo apunta a que el prximo en la lista lleva nombre de brillos pantanosos: Charolito. Viste con chistera como la de un mago y, a pesar del calor, lleva una capa elegantona. No soy pequea, que tengo casi catorce. El pasado, o se olvida o se magnifica y el Charolito haba preferido hacer lo segundo con el suyo. Se acerca a l y le tira de la manga.

Conocer Gente 796719

Y la Carmelilla, con los luceros como dos platos, encendidos por la emoción, que escucha cómo Emilio Mostaza cierra la batiente del coche, suavemente. Por el retrovisor distingue el cuerpo abatido, inerte y blando, sobre el asfalto caliente de la confusión. Y se puede usted apostar que no había un paraguas en toda la casa. Su entrepierna parece que tambin. Y el Charolito que acerca sus labios a los suyos y que no la besa; no. A ella le da la risa floja y acusa un pinchazo en la vejiga. Que mi menda también chamulla el francés cuando le da. La noticia le llegó mientras estaba en el Patas, frente al empresario gallego. Y que como primera guitarra le han llamao a él, su primo.

1407:1408:1409:1410:1411:1412:1413

Comment:

Arr